Ejército La primera línea de defensa

En el ejército, los soldados se enfrentan a misiones de diversa índole en diferentes entornos y zonas climáticas. Por ello requieren unos equipos que proporcionen una buena protección frente a las temperaturas extremas y frente a los fluidos residuales, entre otros elementos.

Los uniformes, botas y guantes militares de Gore ofrecen al soldado la protección y comodidad necesarias para ayudarle a mantener la concentración y el rendimiento en todo momento.

En cualquier misión:

Los tejidos militares GORE-TEX® están diseñados para resistir tanto a la intemperie como diversos retos fisiológicos. Conservan sus propiedades protectoras incluso tras un uso intensivo.

Climas extremos

Estos tejidos de eficacia probada en el terreno han sido específicamente diseñados para resistir el frío, el calor, la lluvia y el viento. Mantienen sus propiedades protectoras incluso después de su exposición a sustancias químicas y líquidos contaminantes (p. ej. gasolina, gasóleo, queroseno o insecticidas). El lavado intensivo no afecta a su impermeabilidad. Incluso en uso bajo temperaturas extremas no se produce agrietamiento (resistiendo temperaturas de hasta -30°C).

Flash fire

En las situaciones donde los soldados se enfrentan a los peligros de los artefactos explosivos improvisados y del flash-fire (fuego por llamarada), se requieren trajes con una protección ignífuga. Gore ha desarrollado la exclusiva tecnología de tejido GORE® PYRAD® para proteger del calor y las llamas. Este tejido duradero ofrece una protección ignífuga y termo-resistente en los trajes de combate. También se utiliza en los trajes de agua.

Líquidos y agentes químicos

Los uniformes y el calzado militares deben impedir la entrada de agentes químicos, tales como el gasóleo, los productos de limpieza o el ácido de las baterías. Las botas tácticas de GORE-TEX® no sólo son duraderas, sino que también protegen de los agentes químicos más habituales y son aptos para una amplia variedad de misiones.

Polvo y arena

Algunas misiones en el desierto requieren una máxima protección del polvo y la arena. Si entra en el calzado, la arena puede provocar ampollas y heridas por rozamiento. Las botas de desierto GORE-TEX® son resistentes a la arena gracias a su membrana específica.

Protección y comodidad

Transpirabilidad

Para asegurar un óptimo rendimiento, es importante que el uniforme, las botas y los guantes de los soldados sean altamente transpirables. Las botas y los trajes de agua GORE-TEX® evacuan el calor y la humedad al exterior. Así se evita la acumulación de humedad en el interior de la prenda o la bota.

Capa Aislante

En climas fríos, es imprescindible contar con un aislamiento térmico adecuado para las maniobras militares. Para ello es importante utilizar un diseño de capas que atrape el aire caliente en el interior de las prendas y el calzado. La membrana GORE-TEX® utilizada en los trajes, botas y guantes de combate protege de la entrada de agua y facilita la evacuación del sudor. De este modo nos aseguramos de que la capa térmica permanezca seca y conserve el calor. Los productos GORE® WINDSTOPPER® ofrecen una protección fiable y duradera frente al efecto enfriador del viento para asegurar la comodidad y protección del soldado ante cualquier clima y asegurar su máximo rendimiento.

Ligereza para un mejor rendimiento

Para reducir la carga de los soldados, es importante que sus equipos de protección sean ligeros y muy compactables. Los trajes de agua y las botas GORE-TEX® son el compañero ideal del soldado por su ligereza. Una chaqueta GORE-TEX® talla L puede pesar menos de 500 g y seguir ofreciendo impermeabilidad y aislamiento duraderos.

La durabilidad reduce el coste

Raintower test

Unas prendas y un calzado impermeables duraderos reducen el coste de uso y la huella ecológica del usuario.

Gore se centra en los detalles

Para que un traje de agua sea totalmente impermeable, es importante que las costuras y las cremalleras sean resistentes. Además, las ventilaciones, los bolsillos y las solapas deben estar estratégicamente colocados para evitar la entrada de agua. Finalmente, diferentes elementos como los orificios de drenaje y las barreras de capilaridad ayudan a mantener al usuario seco.

Pruebas de calidad

Las prendas y las botas militares GORE-TEX® se someten a rigurosas pruebas de calidad, tales como la Torre de Lluvia o el Simulador de Pasos. Estas pruebas garantizan que nuestros productos superan los requisitos del sector. De hecho, los laminados del calzado GORE-TEX® presentan una resistencia a la abrasión cuatro veces superior a las normas más exigentes.

Más información

Tecnologías para usos militares

Más información